Hidróxido de sodio

hidróxido de sodio

Varios nombres se le otorgan al  hidróxido de sodio, pues es conocido también como hidróxido sódico, hidrato de sodio, soda cáustica o sosa cáustica. La verdad es que se trata de un mismo producto, la única diferencia es el nombre.

Hablamos de una sustancia, cuya composición corresponde a varios  elementos, como sodio, hidrógeno y oxígeno, lo cual la convierte en una sustancia altamente  corrosiva, cuya aplicación principal se le da en los laboratorios químicos y en varias industrias manufactureras, en especial, aquellas que se dedican al procesamiento de papel, telas y detergentes.

Aplicaciones del hidróxido de sodio

El Hidróxido de sodio, es uno de los elementos preferidos por la industria en diversos ámbitos y esto se debe básicamente, a determinadas características que posee, como  su alto nivel de alcalinidad, su manejo sencillo y almacenamiento no riesgoso; su capacidad para liberar gran cantidad de calor, una vez que es neutralizada con ácido o cuando se disuelve en agua; y su fácil obtención.

Industria química. La industria química, la produce para su aplicación por parte de otras empresas, que la utilizan como base en sus preparaciones: también para el control del pH, o como componente de vital importancia para el logro de la neutralización de ácidos residuales;  Dor. El hidróxido de sodio es muy corrosivo. Generalmente se usa en forma sólida o como una solución de 50%.

Minería. Unos de los principales usos químicos del hidróxido de sodio, es el que le dan algunas empresas dedicadas a la química, aplicada a la minería y  es en la fabricación de alúmina de la bauxita, pues en ellas se disuelva la alúmina, a objeto de separar las impurezas insolubles.

Industria textil. Los fabricantes de telas, tejidos y piezas de algodón, utilizan hidróxido de sodio, en el tratamiento de la materia prima, a objeto de obtener productos más blancos y de este modo, fijar mucho mejor los colores y estampados finales: por otra parte, es aplicado a las telas ya terminadas y en su último enjuague, para desprender de ellas, cualquier vestigio de gomas o impurezas, antes de finalizar todo el proceso.

Alimentos. El hidróxido de sodio es utilizado en las cocinas de todo el mundo, como un elemento coadyuvante en el procesamiento alimenticio. En tal sentido, podemos encontrarlo como elemento, que participa activamente en la elaboración del  menú tradicional y representativo de la cocina nórdica, específicamente los platos a base de pescado; también se usa en la  elaboración productos alimenticios, que se venden en conserva o envasados, en especial, aquellos pasados por salmuera, como el cocido de las aceitunas, el cual  no es otra cosa que una pequeña parte del elemento químico en agua y listo; además, es un componente infaltable en el método de producción de la margarina común.

Usos domésticos. El hidróxido de sodio, es fácilmente adquirible en una ferretería, bajo muy variados nombres comerciales,  como un tipo de limpiador de drenaje o destapador de cañerías; limpiador de hornos y hornillas; eliminador de residuos de pintura o pegamento; además, puede estar presente en el detergente que usas, los crayones de tu niño o el papel sobre el cual dibuja.

Propiedades físicas del hidróxido de sodio

  • A temperatura ambiente, el hidróxido de sodio es un sólido blanco cristalino sin olor que absorbe la humedad del aire (higroscópico).
  • Apariencia Sólido. Blanco.
  • Densidad 2100 kg/m3; 2,1 g/cm3
  • Masa molar 39,99713 g/mol
  • Punto de fusión 591 K (318 °C)
  • Punto de ebullición 1663 K (1390 °C)

hidróxido de sodio formula

Propiedades químicas del hidróxido de sodio

  • Fórmula molecular NaOH
  • Solubilidad en agua 111 g/100 mL (20 °C) / 13.89 g/100 mL (alcohol etílico a 20 °C)
  • S° Liquido, 1 bar: 75.91 J·mol-1·K-1
  • S° Liquido,  64.46 J·mol-1·K-1
  • Tiene propiedades higroscópicas, es decir que  absorbe humedad del aire.

Efectos sobre la salud

La ingesta de hidróxido de sódio, puede constituir un peligroso incidente, que te lleve al hospital, para curar ciertos síntomas bastante molestos.

Si accidentalmente consumes este compuesto químico, te puedes intoxicar, a tal punto, que tu sistema gastrointestinal puede sufrir daños irreversibles, como quemaduras internas, si no es tratado inmediatamente por personal especializado y en un recinto hospitalario, incluso, el desenlace podría llegar a ser fatal.

Si sufres contaminación por inhalación, corres el peligro de sufrir alergias en el sistema respiratorio e irritación en nariz, garganta, tráquea e incluso en los pulmones. Este tipo de exposicioes, pueden causar fuertes daños y hasta llegar a la muerte.

Al contacto con la piel,  se puede llegar a sufrir dolorosas quemaduras, irritaciones cutáneas y hasta úlceras graves en la dermis y la epidermis.

Otro de los órganos que deben ser fuertemente protegidos, contra cualquier contacto con el hidróxido de sodio, está conformado por los ojos, cuyo contacto con este elemento, pueden sufrir daños en la córnea, tan fuertes, que pueden causar ceguera temporal y en los casos más severos, ceguera permanente.

hidróxido de sodio usos

Preparación del hidróxido de sodio

El hidróxido de sodio, es preparado sin riesgos de seguridad, en las empresas destinados a la producción de componentes químicos, que posteriormente, son utilizados como base en la fabricación de diferentes productos. Dicha producción, se estima que alcanza los millones de toneladas al año, lo cual no es de extrañar, debido a la cantidad de usos que se le da a este componente.

Las formas conocidas para la obtención del hidróxido de sodio, son:

  • El método de cal, es decir que se produce por la doble descomposición del calcio.
  • El método de ferrita, que no es otra cosa, que óxido de hierro, sintetizado de soda.
  • Un tercer método, se aplica en la actualidad, en los laboratorios industriales, que se trata de la producción por electrólisis de una solución acuosa de cloruro sódico o salmuera.

Ahora bien, aunque no recomendamos la preparación doméstica de disoluciones, ni el manejo de productos químicos, muchas personas, prefieren hacer desinfectantes en su propia casa y consiguen en el hidróxido de sodio, un elemento aliado a la higiene del hogar, haciendo la siguiente mezcla:

1 2/3 de tazas de agua limpia muy caliente (400 ml aproximadamente)

1/4 de taza de amoniaco* (60 ml)

5 cucharadas soperas de lauril sulfato de sodio* (50 ml)

1/2 cucharada cafetera de hidróxido de sodio o sosa cáustica

Se recomienda el uso de cubre bocas, guantes y si es posible, gafas protectoras, para realizar la mezcla en un lugar fresco y ventilado. Para el envasado, usar una botella de vidrio y un embudo para no derramar el líquido, sin embargo, también se puede envasar en un recipiente de plástico con atomizador. Etiquetar el contenido y ser muy cuidadoso al momento de utilizarlo.

Recomendaciones

La recomendación principal, es evitar tener en casa, este tipo de productos y sus derivados y en el caso de no poder dejar de almacenarlos en casa, mantenerlos bien cerrados, en un lugar fresco y seco, fuera del alcance de los niños y preferiblemente bajo llave.

Hidróxido de sodio
5 (100%) 3 votes

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here